DineroEconomía

Cinco medidas económicas para ayudar a enfrentar la pandemia

Mientras los casos de coronavirus siguen expandiéndose por el mundo, algunos gobiernos han aplicado medidas excepcionales para mitigar los efectos económicos que está provocando la pandemia.

Italia, el país con más personas contagiadas después de China y que decretó un aislamiento total, puso en práctica una batería de medidas de auxilio que incluyen suspender el pago de impuestos e hipotecas para aliviar la presión sobre las pequeñas empresas y los hogares.

Estados Unidos redujo este domingo las tasas de interés a casi cero y lanzó un programa de estímulo de US$700.000 millones en un intento por proteger su economía.

Otros países están estudiando aplicar medidas para enfrentar la crisis, relajando la política fiscal con el objetivo de ayudar a quienes resulten más afectados por la fuerte caída de la actividad económica.

Economistas y organismos internacionales han advertido que estamos muy cerca de una recesión económica global que puede golpear duramente al empleo.

Publicidad EL PLANETA

El crecimiento exponencial del coronavirus ha obligado a las autoridades a aplicar medidas cada vez más restrictivas, que afectan a la vida personal y laboral de millones de personas.

Estas son algunas de las medidas económicas que han tomado algunos países para ayudar a las personas y las empresas más afectadas por el coronavirus.

1. Suspender pago de hipotecas

Italia suspendió esta semana el pago de hipotecas a las familias afectadas por el coronavirus.

La medida permite congelar el pago de los créditos hipotecarios a todas aquellas personas que se hayan quedado sin empleo o que hayan sido despedidas temporalmente de sus empresas debido a la pandemia.

2. Diferir impuestos por unos meses

España estableció una moratoria de seis meses para el pago de impuestos a pequeñas y medianas empresas (pymes) y trabajadores autónomos, con bonificación en los intereses.

También Italia anunció que impulsará una paralización en el pago de impuestos por parte de las pymes (incluyendo, por ejemplo, la suspensión a las cuotas a la Seguridad Social), así como una moratoria fiscal y de cotización para los empleados autónomos.

3. Préstamos a las empresas

Alemania prometió el viernes liquidez ilimitada a las empresas como una medida de protección frente a los efectos de la pandemia.

Es un programa de garantías de la banca pública para préstamos sin un tope máximo. El gobierno de la canciller Angela Merkel calificó las medidas como «inéditas» en la historia del país.

España dispuso una línea de financiación específica a través del Instituto de Crédito Oficial para atender las necesidades de liquidez de las empresas y trabajadores autónomos del sector turístico, así como de las actividades relacionadas que se estén viendo afectadas por la crisis sanitaria.

En el caso de Italia, las pequeñas empresas podrán solicitar el aplazamiento del pago de un crédito.

4. Rebaja de las cotizaciones sociales

La Casa Blanca propuso reducir las cotizaciones sociales temporalmente para que la renta neta de los trabajadores después de impuestos y retenciones sea mayor.

El objetivo es que los estadounidenses tengan más dinero en su cuenta de banco a final de mes y puedan lidiar con mayor facilidad con las dificultades que plantea la epidemia.

«Estamos muy cerca de una recesión global»: los efectos del coronavirus en la economía mundial

En Francia, se han puesto en marcha medidas como permitir el pago escalonado de contribuciones sociales de las empresas.

5. Financiamiento de la reducción de horas de trabajo

Alemania aprobó un plan de apoyo a las empresas que tengan que reducir el número de horas trabajadas.

El sistema alemán establece que la agencia de empleo estatal financia hasta el 60% de la pérdida neta de salario causada por la reducción de horas trabajadas. En el nuevo escenario de emergencia, ese sistema se amplía.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios