Centro Democrático respalda a Uribe ante críticas por acusación contra periodista

El partido opositor colombiano Centro Democrático, fundado por el expresidente Álvaro Uribe, lo respaldó hoy frente a la lluvia de críticas que ha recibido por acusar al periodista Daniel Samper Ospina de ser un “violador de niños”.

“No podemos aceptar que al expresidente Uribe, quien permanentemente es objeto de calumnias, injurias y difamaciones por parte de algunos periodistas y columnistas, se le ponga en la picota pública, validando de paso las violaciones a la ética y a la moral en las que sin escrúpulos incurre a diario, en los medios el humorista Daniel Samper”, dijo el partido en un comunicado.

En el texto, los precandidatos del Centro Democrático, la bancada de congresistas, diputados, concejales y las directivas del partido se preguntan “si el deber que tienen los medios de informar, formar y movilizar, otorga licencia para el maltrato, la difamación, la injuria y la calumnia”.

La polémica se desató en Colombia el pasado viernes a raíz de un Twitter de Uribe respaldando a un lector de la revista Semana que protestó por una columna “humorística” de Samper Ospina sobre el departamento de Antioquia, de donde es originario el expresidente.

“Federico Escobar protesta por ofensa del violador de niños, Samper Ospina, a Antioquia, ofensa publicada en Semana”, escribió Uribe.

En la columna que generó la indignación de Uribe y de algunos lectores, Samper Ospina se refiere a una disputa territorial entre los departamentos de Antioquia y Chocó por el empobrecido poblado de Belén de Bajirá.

Según el abogado Federico Escobar, suscriptor de Semana y cuya carta de protesta publicó Uribe junto a su mensaje en Twitter, el periodista se refiere a los habitantes de Antioquia en un tono racista.

El exmandatario publicó ayer una carta en la que dijo que el periodista también “maltrató a una niña de tres meses de nacida, hizo asociación pública de su nombre con drogas ilícitas, y atentó contra la honra de su madre y de su familia”, en referencia a la hija de la senadora Paloma Valencia, del Centro Democrático.

De igual forma, Uribe Vélez indicó que la libertad de prensa, incluido el humor y la sátira, “no autoriza violar derechos del menor, ni irrespetar a la mujer, tampoco ofender al grupo de ciudadanos de una región de Colombia”

Por su parte, Samper Ospina aseguró que acudirá “a las armas legales para confrontar la capacidad de odio y de difamación” del expresidente.

Este domingo 58 representantes de los principales medios de comunicación de Colombia firmaron una misiva dirigida a Uribe en la que le piden dejar de “calumniar y difamar”.

La Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP) rechazó el mismo viernes lo dicho por Uribe y lo consideró “una violación a la libertad de prensa, una estigmatización carente de cualquier prueba y una afirmación irresponsable que activa desde su rol como congresista un riesgo para el periodista”.

EFE